#EnContexto

Grupo de Lima insta la judicialización de Nicolás Maduro ante la Corte Penal Internacional

La organización de países americanos señala a Maduro de cometer crímenes de lesa humanidad, tener vínculos con el crimen organizado y organizar elecciones presidenciales sin garantías.


La mayoría de países miembros del bloque se suscribieron al decreto, menos Argentina | Recuperado de: Celag


Los miembros del Grupo de Lima: Bolivia, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Haití, Honduras, Panamá, Paraguay, Argentina, Perú y Venezuela, expidieron el día de ayer un comunicado oficial en rechazo a las “sistemáticas violaciones a los derechos humanos perpetradas por el régimen ilegítimo de Nicolás Maduro”. En la reunión llevada a cabo virtualmente, se exigió ante la Corte Penal Internacional (CPI) la inclusión en su examen preliminar, las denuncias de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) contra Venezuela por cometer crímenes de lesa humanidad. Así mismo, añadieron que “a la luz de los hallazgos de estas investigaciones, los responsables de estos crímenes sean juzgados y que las víctimas y testigos reciban la debida reparación y protección”.


El presidente interino de Venezuela tras el comunicado oficial

del Grupo de Lima | Recuperado de: Twitter


Particularmente la canciller en representación de Colombia, Claudia Blum, se pronunció ante el Informe de la Misión Internacional de la ONU sobre Venezuela y enfatizó en la necesidad de que la Corte Penal actúe de manera coordinada frente a la crisis en el país. Adicionalmente, insistió ante el grave panorama de las próximas elecciones parlamentarias que se llevarán a cabo en diciembre, y enfatizó que las garantías básicas para que unas elecciones sean transparentes y libres deben incluir: un árbitro electoral independiente, autoridades judiciales imparciales, un censo electoral actualizado, seguridad para los votantes, libertad de prensa, y garantías para el ejercicio plural de la actividad política. Finalmente, bajo una declaración suscrita se incluyó el respaldo al presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, el rechazo a las elecciones legislativas sin garantías democráticas, y la necesidad de elecciones generales presidenciales y parlamentarias libres.

“El Grupo de Lima emitió una declaración en el día de la fecha y Argentina no suscribe esta declaración. No se condice con la posición de nuestro país. Así se lo transmitió esta Cancillería a los países miembro, al tiempo que manifestamos nuestra preocupación sobre las posibles implicancias del pronunciamiento y apelamos a la reflexión” - Felipe Solá, Ministro de Relaciones Exteriores de Argentina

Por otra parte, Argentina aclaró que no suscribió la declaración de la organización sobre Venezuela porque no puede “admitirse una vía de acción” sobre ese país, según el gobierno argentino. Adicionalmente, la Cancillería argentina en el Grupo de Lima aclaró su rechazo a Juan Guaidó como presidente legítimo por nunca haber tenido el ejercicio efectivo del gobierno de la República Bolivariana de Venezuela. Finalmente, el Ministro de Relaciones Exteriores añadió que “Argentina no comparte las referencias sobre el supuesto vínculo de la crisis en Venezuela con la seguridad y estabilidad de la región y su impacto global” indicando que el llamado a una intervención extra regional “no corresponde con la gravedad de los problemas ni con el tipo de desafíos que enfrenta Venezuela”.


Fuente: Diario Las Américas | El Tiempo

#EnContexto